El milagro de dieta de Messi
home // page // El milagro de dieta de Messi

El milagro de dieta de Messi

Hace un año, Leo Messi era un futbolista completamente distinto. Estaba pasado de peso y casi fuera del nivel competitivo que se pide de un futbolista como él. Messi no era Messi. Su dieta, alta en grasas y bebidas con gas hacía que el astro argentino no fuera ni la sombra de lo que fue. Pero un cambio en la dieta de Messi hizo que volviera de nuevo a la cumbre del fútbol mundial

Uno de los grandes artífices, por no decir el principal, de los éxitos del Fútbol Club Barcelona de la pasada temporada, el argentino Leo Messi le debe mucho a su nutricionista y en especial a la aplicación de la llamada dieta de Messi.

Tras un Mundial mediocre por parte de Messi, Giuliano Poser, su nutricionista de confianza, le convenció para cambiar de dieta y dejar a un lado las pizzas, las hamburguesas y la bebida favorita de Messi, la Coca Cola. Según cuentan ex compañeros y ex entrenadores de Messi, el argentino tomaba casi dos litros de Coca Cola al día.

Messi comenzó la dieta comiendo alimentos ricos en vitaminas, minerales, fibra. La dieta de Messi se complementa con enzimas contenidas en los granos enteros, legumbres, frutas y verduras, pescado y aceite de oliva. Éste cambio de dieta hizo que Messi estuviera prevenido de las patologías de sobrecarga típicos del atleta: tendinitis, entesitis y contracturas musculares, que tanto sufrió durante la pasada temporada. El argentino de 27 años perdió, gracias a esta dieta 3,5 kilos desde que empezó a trabajar con el experto en dieta italiano Giuliano Poser a principios de temporada.

La base nutricional de la dieta de Messi se apoya en estos principios:

  • Se da protagonismo a los alimentos naturales y procesados de forma natural, orgánicamente.
  • Se elimina o reduce de la dieta la ingesta de sacarosa, lactosa, la levadura y la harina de trigo refinada.
  • Se eliminan de la dieta los alimentos que aparecen como no tolerados en la prueba kinesiología mensual que le realiza el doctor, en la que los más frecuentes son: productos lácteos, harina de trigo, carne de cerdo, carne de res, mariscos, solanáceas, xantina y huevos.

Como resultado de la dieta de Messi disfruta de más días de plena disponibilidad para su formación y entrenamiento ya que no sufre ni lesiones, ni procesos gastrointestinales y ha conseguido una reducción importante del uso de fármacos como antiinflamatorios, analgésicos y antibióticos, que generalmente merman las capacidades de un futbolista de primer nivel.

Deja tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.