Fofisanos, una moda peligrosa
home // page // Fofisanos, una moda peligrosa
fofisanos

Fofisanos, una moda peligrosa

Proclamas como “en mi dieta si hay panceta” o “Hombre gordo sí da morbo” no son solo motivos para preocuparse por la debacle nutricional a la que pueden verse arrastradas muchas personas, sino que además pueden suponer graves problemas de salud a futuro. Estos son los fofisanos.

La nueva moda absurda que vivimos hoy en día y que probablemente sea de las más ridículas que hemos visto en años es la moda de los fofisanos. Se entiende por fofisano aquel hombre que sin llegar a estar gordo, tiene un aspecto fofo, rozando la gordura y no solo no hace nada para evitarlo, sino que lo expone como motivo de orgullo.

Los fofisanos, además de ser una moda bastante absurda, pueden paceder graves problemas de salud. Recordemos que estar por encima del peso indicado no es recomendable y puede traer consigo problemas como la diabetes, hipertensión o colesterol elevado. Además, el prototipo de los fofisanos sólo son aplicable a hombres, no a mujeres, ya que por el momento no se ha puesto de moda la “gordibuena” o la “fofisana”.

El nuevo canon de belleza de los fofisanos, que se ha instaurado gracias a unas cuantas fotos de celebrities como DiCaprio o Javier Bardem “luciendo” barriga en la playa, resulta ser una tendencia que puede acabar traduciéndose en sobrepeso o incluso en obesidad si no se toman las precauciones necesarias.

Ya en un nivel más humorístico, el colectivo de los fofisanos ha instaurado su propia dieta, la llamada dieta capicúa, que consiste en cenar y desayunar lo mismo, a ser posible huevos fritos o alimentos similares y en la cual se incluyen las cañas y tapas que se deben consumir a lo largo del día para “mantener” el estilo de los fofisanos.

Pertenecer a los fofisanos a día de hoy es una moda, y ya son bien conocidos los peligros de las modas, porque además, suelen degradar en inventos de mayor riesgo incluso para la salud. La recomendación desde Quiero Salud es dejar a un lado el fofisano para quedarnos sólo con el sano.

Deja tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.