Los fumadores pasivos son potenciales diabéticos
home // page // Los fumadores pasivos son potenciales diabéticos
Fumadores pasivos

Los fumadores pasivos son potenciales diabéticos

El efecto del THS sobre los fumadores pasivos les convierte en potenciales diabéticos debido al efecto nocivo del humo del tabaco y su alto contenido en éste y otros componentes perjudiciales.

Que fumar es un hábito insano es algo ya más que sabido por todos, sin embargo, hasta ahora no se habían analizado más que de manera superficial los efectos del tabaco en los fumadores pasivos.

Hasta ahora se había analizado el efecto del llamado “humo de segunda mano” sobre las personas que lo inhalan sin fumar, es decir, los llamados fumadores pasivos que respiran un aire contaminado por un fumador, sin embargo, ahora entra en liza un tercer tipo de humo, “el humo de tercera” que es aquel que impregna de olor a tabaco la ropa y los ambientes.

Fumadores pasivos

Éste humo que inhalan los fumadores pasivos, causa resistencia a la insulina, un precursor de la diabetes tipo 2. Se ha demostrado, además, que el THS daña el hígado y los pulmones, complica la cicatrización de heridas y causa hiperactividad; una lista a la que hay que añadir ahora la diabetes tipo 2, la forma más común de la enfermedad. 

Según declaraciones de Manuela Martins-Green, profesora de Biología Celular y Neurociencia en la Universidad de California en Riverside y autora principal del estudio, recogidas por Europa Press, “si se confirma, nuestro estudio podría impactar de manera importante en cómo la gente considera la exposición a toxinas ambientales del tabaco».

El equipo de Green detectó que el estrés oxidativo en las células aumenta en los ratones que se expusieron a THS, produciendo imporantes daños en las proteínas, grasas e incluso el ADN. Dichos ratones presentaron patrones de hiperglucemia e insulinemia, desarrollando así trastornos de resistencia, positiva o negativa a la insulina.

El páncreas produce insulina para el que el cuerpo pueda asimilar la glucosa, sin embargo, los importantes daños que causaba el THS en el sistema de asimilación derivaba en un 49% de los casos en una diabetes tipo 1. El páncreas dejaba de producir insulina por lo que los ratones requerían de dosis externas para poder sobrevivir. En algunos casos se desarrollaba una diabetes tipo 2 en la cual, los ratones generaban insulina de más, por lo que sus células eran incapaces de responder ante ella.

Hoy en día, muchos de nosotros somos fumadores pasivos, por lo que es aún más importante cuidar nuestra salud y hacernos revisiones periódicas para saber que nos encontramos sanos o evitar que nuestra salud empeore. Para ello, desde Quiero Salud y Bienestar os aconsejamos que utilicéis nuestro comparador seguros salud, el cuál os recomendará el seguro médico que mejor se adapte a tus necesidades. ¡Cuida tu salud y la de los tuyos y evita largas colas de espera para ser atendido por un médico!

Deja tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.