El páncreas artificial para 2018
home // page // El páncreas artificial para 2018
Páncreas artificial

El páncreas artificial para 2018

El páncreas artificial es un dispositivo que controla el nivel de glucosa en sangre en pacientes con diabetes tipo 1 que luego ajusta automáticamente los niveles de insulina del cuerpo, estará disponible para 2018, según informan los autores del artículo “diabetología” de la revista de la asociación Europa para el estudio de la diabetes.

La velocidad del funcionamiento de las formas de insulina, la fiabilidad o la precisión del monitorizaje de la glucosa, así como la seguridad cibernética (si, la seguridad de los dispositivos artificiales como en este caso el páncreas artificial) para proteger los dispositivos de la piratería.

Páncreas artificial

Páncreas artificial

La tecnología permite a las bombas de insulina administrar glucosa a los diabéticos tras una lectura tomada directamente de la sangre, que está conformada por la unión de las dos partes en un bucle cerrado lo que forma un páncreas artificial, explican los autores Romano Hovorka y Hood Thabit, de la Universidad de Cambridge, Reino Unido.

El páncreas es un órgano retroperitoneal mixto, exocrino  y endocrino con forma cónica con un proceso unciforme medial e inferior, una cabeza, un cuello, un cuerpo y una cola. En la especie humana, su longitud oscila entre 15 a 23 cm, tiene un ancho de unos 4 cm y un grosor de 5 centímetros; con un peso que oscila entre 70 a 150 g. La cabeza se localiza en la concavidad del duodeno o asa duodenal formada por las tres primeras porciones del duodeno y asciende oblicuamente hacia la izquierda.

Diversas investigaciones han mostrado que el tabaco puede tener efectos sobre el páncreas “más graves” que el alcohol o actuar como acelerador de su deterioro, según se ha puesto de manifiesto en la sesión ‘Retos de la Pancreatología 2016’, celebrada en el marco del congreso de la Semana de las Enfermedades Digestivas. En España unos 23.500 pacientes sufren pancreatitis crónica y, cada año, se diagnostican alrededor de 2.500 nuevos pacientes de esta patología digestiva grave, con tratamiento limitado y mortalidad elevada si el diagnóstico no se realiza en un estadio precoz.

La pancreatitis crónica ha sido clásicamente relacionada con el consumo de alcohol, considerando que a mayor consumo de alcohol mayor riesgo de desarrollar la enfermedad. Sin embargo, en los últimos años, la investigación científica ha demostrado que personas sin un alto nivel de consumo de alcohol también pueden desarrollar pancreatitis crónica.

Tengas o no problemas de páncreas, lo recomendable es tener un seguro de salud privado para poder acudir al médico siempre que lo necesites, sin tener que esperar para ser atendido. Nunca sabes si vas a necesitar un páncreas artificial o cualquier tratamiento a un problema de salud. Para ello, lo ideal es utilizar un comparador seguros salud, el cuál te ofrecerá los seguros de salud que mejor se adapten a ti.

Deja tus comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.